El Ayuntamiento pide a la Confederación Hidrográfica del Júcar que no vierta agua del pantano del Amadorio al mar

La Concejalía de Medio Ambiente no entiende por qué se abren las compuertas del pantano de forma preventiva, sin que haya riesgo real de desbordamiento

  

El Ayuntamiento de Villajoyosa, a través de la Concejalía de Medio Ambiente, ha pedido a la Confederación Hidrográfica del Júcar (CHJ) que no vierta al mar agua del pantano de Amadorio, si no existe un riesgo real de desbordamiento.

Esta petición llega después de que, a raíz de los días de lluvia de la semana pasada, la CHJ, que depende del Ministerio de Medio Ambiente, abriera las compuertas del pantano para que el agua fluyera hasta el mar, según ha explicado el concejal de Medio Ambiente, José María Béjar.

"Si no hay riesgo evidente de desbordamiento del pantano, como es el caso de estos días, no tiene sentido la forma de actuar de la Confederación Hidrográfica del Júcar, que ha abierto las compuertas del mismo, permitiendo que haya un desperdicio real de agua, que podría utilizarse para regadíos, para uso industrial o para demanda urbana", ha aclarado Béjar.
Con una superficie de 103 hectáreas y una capacidad de 16 Hm3, el embalse de Amadorio es el sistema de explotación que posee menores recursos hídricos de toda la cuenca del Júcar; de ahí que el Ayuntamiento no entienda por qué se ha vertido parte de sus recursos hídricos al mar.
"La propia Confederación Hidrográfica del Júcar reconoce que la Marina Baixa es un área de alto riesgo de sequía, luego es incoherente que se desperdicie agua del embalse de Amadorio", ha aclarado Béjar.
Béjar recuerda asimismo que la propia Confederación Hidrográfica del Júcar tiene pendiente abrir al tráfico la carretera del Pantano de Amadorio, que une Aigües y La Vila, pero el mal estado de la calzada lo impide.
"Si el problema está en que la pared del pantano está en mal estado y no la arreglan, que lo solucionen; porque parece ser que el mal estado de la infraestructura es lo que impide que se abra la carretera que atraviesa el embalse y obliga a abrir sus compuertas, sin que haya peligro de desbordamiento; lo que no tiene sentido es verter agua limpia al mar".
Además, Béjar se ha hecho eco del sentir de los ciudadanos que "están muy molestos por ver que se está desperdiciando agua, al igual que hay descontento en el Consejo Agrario de La Vila; por eso, pedimos soluciones a la Confederación Hidrográfica del Júcar".
El responsable de Medio Ambiente considera también que con esta forma de actuar "hay un gasto económico doble; por un lado el que se hace para almacenar el agua mediante sistema de bombeo, y por otro, el que se realiza para llevar esa misma agua al mar, también por sistema de bombeo".

Notícia publicada el 05 d’Octubre de 2009